la salud dental afecta al deporte

La salud dental afecta al deporte

No es nada nuevo aseverar que la salud dental afecta al deporte. Según un informe de la SEPA (Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración), “la salud oral influye en el rendimiento deportivo y, de igual forma, el deporte influye en la salud bucodental”.

Con el objetivo de conseguir una mejor salud general, el 19,5% de la población practica deporte diariamente, mientras que el 46,2% lo hace una vez a la semana. Unos datos que revelan la importancia, que la práctica de deporte ha adquirido en nuestra sociedad.

Ver el informe del SEPA sobre la relación entre la salud dental y el deporte, aquí.

Con el objetivo de conseguir una mejor salud general, el 19,5% de la población practica deporte diariamente, mientras que el 46,2% lo hace una vez a la semana. Unos datos que revelan la importancia, que la práctica de deporte ha adquirido en nuestra sociedad.

la salud dental afecta al deporte

No solo la salud dental influye en el deporte de élite.

Para los deportistas el cuidado de su salud bucodental cobra especial importancia. No en vano, atletas, ciclistas, tenistas o futbolistas han tenido que renunciar a alguna cita importante en su carrera deportiva por problemas bucodentales.

Para cualquier persona, sea un deportista de élite o un simple aficionado, el deporte supone una mayor demanda para el organismo, con lo que este ha de estar en perfectas condiciones para rendir al límite. No obstante, el control de la salud bucodental de los atletas es uno de los aspectos menos atendidos.

¿Qué problemas bucodentales tienen relación con el rendimiento deportivo?

Traumatismos dentales: El fútbol, el balonmano o el baloncesto, son los que más fracturas dentales producen, contrariamente a lo que pueda parecer, puesto que, en deportes con más previsión de colisiones y golpes, como el boxeo y el rugby, están homologados los protectores dentales que amortiguan cualquier posible impacto en la boca.

Bruxismo: Los deportistas suelen tener algunos picos de actividad más alta, en los que, de forma involuntaria, aprietan los dientes. Además, el estrés que provoca la competición puede causar al deportista bruxismo, aumentando, no solo el desgaste de las piezas dentales, sino dolores de cabeza y complicaciones musculares que a posteriori influirán en el rendimiento deportivo.

Caries y desgaste dental: La deshidratación o la ingesta de barritas energéticas y bebidas isotónicas que, por su composición, son ricas en glucosa y pH ácido, favorecen la aparición de caries y erosiones dentales.

En deportes acuáticos, como la natación o el waterpolo, el contacto con los agentes químicos de las piscinas, producen una mayor agresión en la dentadura y la aparición de tonos amarillentos.

⇒Las caries y las contracturas musculares tienen una estrecha relación.

Dolencias articulares y musculares: Si no mantenemos un estricto protocolo de limpieza bucal, puede suceder que la placa se acumule y las encías se enrojezcan, inflamen y lleguen a sangrar. Las infecciones orales se diseminan a través del torrente sanguíneo, y pueden llegar a afectar a los músculos y articulaciones del deportista.

Barodontalgia: Los deportistas sometidos a grandes cambios de presión (submarinistas, montañistas, pilotos…) pueden padecer dolores dentales causados por los bruscos cambios de presión.

Dolores: La ausencia de piezas dentales y la maloclusión, también pueden afectar a la actividad física. Masticar de una manera incorrecta, provoca una mala alimentación y es el causante del 30% de los dolores de cuello o espalda, asimismo está íntimamente relacionada con problemas de equilibrio.

Sobrecargas: El abuso del consumo de chicles por parte de los deportistas para disminuir el estrés y la gran tensión a las que están sometidos, producen un apretamiento de la boca. Si este hábito se realiza de manera prologada, da lugar a una sobrecarga en la musculatura masticatoria, originando molestias en la Articulación Temporo-mandibular, sobrecarga sobre las superficies de los dientes y cefaleas.

En resumen, la salud bucodental la lesiones musculares guardan una estrecha relación.

Una mala salud bucal puede desembocar en problemas en otros órganos del cuerpo. Cada vez más estudios confirman que las bacterias presentes en infecciones bucodentales, acaban influyendo en problemas respiratorios, musculares, articulares y/o cardiovasculares , o la diabetes , lo cual afecta al rendimiento deportivo.

Recomendaciones que preservan una buena salud bucodental para deportistas.

  • Buena higiene en casa y visitas regulares al dentista
  • Una alimentación sana y equilibrada, eludiendo en lo posible barras y bebidas energéticas.
  • Tomar mucha agua para eludir la sequedad de boca y acidez que afectan al esmalte y a la encía.
  • Control de las maloclusiones: alinear bien las piezas bucales.
  • Reposición de piezas ausentes,
  • Reposar bien y relajar ATM con ejercicios, fisioterapia o bien férula de descarga.
  • Empleo de protectores bucales deportivos, en la medida de los posible.

Imagen:Pixabay

Para poder disfrutar al 100% de mi deporte favorito

 

En CLÍNICA ESCÁMEZ DENTAL, tendrás la seguridad de contar con especialistas en cualquier tratamiento. Nos gustaría poder tener la oportunidad de conocerte y en una visita poder valorar cuál es tu situación para poder explicarte las alternativas a las que puedes optar para solucionar tu problema de salud bucodental. Para nosotros, es esencial que nuestros pacientes conozcan perfectamente los pros y contras de los distintos tratamientos: por eso, te invitamos a venir para poder solucionarte todas tus dudas sin coste alguno para ti.

Enrique Escámez

Enrique Escámez

Soy el doctor Enrique Escámez, Licenciado en Odontología por la Universidad Alfonso X el Sabio y especialista en odontología conservadora y endodoncia. Me gusta estudiar cada caso de manera personalizada ayudándome de la tecnología más avanzada para poder ofrecer el diagnóstico más preciso y un óptimo resultado. Mi principal misión consiste en restaurar la salud en la estructura dental.